8 trucos fáciles para adelgazar sin pasar hambre

Truquitos para que puedas disfrutar de la comida sin engordar

La hora de la verdad se acerca y a casi todos nos entran las prisas en estas fechas por quitarnos esos kilitos acumulados durante el invierno. En el Centro Comercial Ruta de la Plata te traemos estos truquitos para que puedas disfrutar de la comida sin engordar.

centro_comercial_ruta_de_la_Plata

1. Di adiós al picoteo
Es el primer consejo que debes seguir para mantenerte en tu peso y no engordar. Hacer cinco comidas al día (incluyendo almuerzo y merienda) nos ayudará a tener el estómago siempre lleno y trabajando, lo que además de acelerar tu metabolismo reducirá nuestra hambre por completo.
El truco es echar mano de piezas de futa o yogures desnatados para matar el gusanillo entre hora e ingerir algo cada, más o menos, tres horas.

2. Pásate a las infusiones
Nos ayudan a hacer mejor la digestión, a evitar la retención de líquidos y a evitar el hinchazón de estómago. Son una buenísima opción para el almuerzo, la merienda y después de cenar.

3. Come en platos más pequeños
Es un truco infalible que nos permite adelgazar sin grandes esfuerzos. Cuando nuestro plato está lleno, engañamos de alguna forma a nuestro cerebro. Este piensa que hay mucha comida y enviará la señal de saciedad mucho antes al resto del cuerpo.
¡Un consejo! Los platos de postre son muy útiles en estos casos.

4. Bebe agua antes de comer
Beber dos vasos de agua cinco minutos antes de comer nos da la sensación de estar saciados y acabaremos de comer antes.
Además reduciremos las calorías consumidas, evitaremos los atracones y quemaremos más calorías. Apunta: tener en el frigorífico siempre botellas de agua bien fría para beber nos ayudará en nuestro cometido.

5.Dale al picante
Numerosos estudios relacionan el consumo de picante con la pérdida de peso, pues al digerirlo se acelera el proceso de quema de calorías. La capsaicina que contienen estos alimentos, tiene la culpa. Este componente activo disminuye los lípidos corporales mediante un mecanismo que motiva la muerte de las células grasas inmaduras.
Se ha demostrado que consumir picante acelera el metabolismo alrededor de un 20%, y que este proceso se mantiene a este ritmo durante nada menos que 30 minutos, en los cuales el cuerpo se encontrará quemando grasa sin necesidad de mover un dedo.

6. Mastica bien
Y lentamente, masticando cada bocado unas cuarenta veces. Así conseguimos una mejor digestión e ingerimos menos cantidad de comida.
Lo mismo sucede con comer despacio, otra regla básica a seguir.

7. ¡Nunca vayas a hacer la compra con hambre!
Ir al supermercado con el estómago vacío solo hará que caigamos en las tentaciones. Lo más recomendable es hacerlo sin hambre, para llenar el carro solamente con alimentos necesarios.

8. Vamos de paseo
Un paseo de una hora puede hacernos quemar hasta 200 calorías, además de tener otro montón de beneficios.