3 recetas frías para combatir el calor

Cuando el calor aprieta el cuerpo nos pide comida fría y fresquita.

Cuando el calor aprieta el cuerpo nos pide comida fría y fresquita. También sudamos más, y eso hace que nuestro organismo necesite más nutrientes, especialmente sales minerales. Las frutas y verduras son las perfectas aliadas para llevar una alimentación equilibrada durante el verano.

Toma nota de estas tres recetas que cumplen con estos requisitos:

 

Humus de remolacha

 Humus de remolacha

400 g. de garbanzos cocidos

200 g. de remolacha cocida

2 dientes de ajo (pelados y en trocitos)

Zumo de medio limón

2 cucharadas de aceite de oliva virgen

1 cucharada de comino

Media cucharada de sal

 

Trituramos los garbanzos con la batidora y añadimos la remolacha troceada. También el aceite de oliva, el zumo de limón y el ajo pelado y troceado. Batimos todos los ingredientes hasta conseguir una textura suave y por último incorporamos el comino y la sal.

 

Ensalada de lentejas con vinagreta de mostaza

ensalada-de-lentejas
200 g de lentejas

1 aguacate

1 tomate

1 zanahoria

Media cebolla

Medio calabacín

Aceite de oliva

Vinagre

Mostaza de Dijon

Limón

Sal

Azúcar

Pelamos y troceamos el aguacate, el tomate, la cebolla y el calabacín y rallamos la zanahoria. Después, ponemos el aceite, la vinagre, la mostaza, el limón, la sal y el azúcar en un bol y los batimos hasta que estén todos bien mezclados.

Removemos las lentejas con las verduras y añadimos vinagreta al gusto.

 

Sopa de melón con aguacate y coco.

Sopa de melón
Medio melón

3 aguacates maduros

Un vaso de leche de coco

Un cachito de jengibre

Una cucharada de aceite de sésamo

Una pizca de sal

Troceamos el melón y el aguacate y rallamos el jengibre. Después trituramos el melón con el aguacate y añadimos la leche de coco, una cucharada de aceite de sésamo y una pizca de sal. Por último mezclamos bien y añadimos la ralladura del jengibre.